Este fin de semana, salió a la venta en Bolivia una cerveza cuya materia prima es agua de mar extraída de la costa de Antofagasta, la ciudad que se encuentra en medio de la centenaria disputa con Chile por su salida al mar.

BBC Mundo entrevistó a uno de sus productores, Gonzalo Campero, quien indicó que la idea de crear una bebida que incluyera a un elemento de una zona ‘en conflicto’ contribuiría a neutralizar el ambiente de tensión entre ambos países.

Y es que, desde hace más de un siglo, Bolivia ha reclamado a Chile que se negocie la salida al mar, en la región de Antofagasta, que hasta 1884 pertenecía a la nación boliviana, pero que perdió tras la absorción de dicha zona por parte de los chilenos, como resultado de un conflicto entre ambos países, en el cual Bolivia resultó desfavorecido.

En las últimas semanas, la disputa ha vivido un nuevo episodio debido a que del 19 al 28 de marzo las partes presentaron sus argumentos ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya, en Holanda. Y será en unos meses cuando el tribunal emita un fallo definitivo.

La coyuntura para lanzar la cerveza Pacífica, entonces, era la ideal, de acuerdo con Gonzalo Campero, el ingeniero industrial que creó la bebida y que admite que esta ha sido, también, una idea de marketing para impulsar su empresa, Franka, una cervecería artesanal con otras tres líneas de sabores.

Sin embargo, detrás de ello, le apuntó el ingeniero a BBC Mundo, «está la idea de que chilenos y bolivianos podamos sentarnos a tomar una chela y resolver nuestras diferencias de forma pacífica».

El origen del conflicto

La anexión de la salida al mar ubicada en Antofagasta se dio ante la victoria de Chile en la Guerra del Pacífico, conflicto que enfrentó a éste con Bolivia por un asunto relacionado con el gravamen de los bolivianos a la exportación del salitre (industria que manejaba Chile en aquella época), dentro su territorio, lo cual, de acuerdo con los chilenos, no estaba permitido según un acuerdo comercial firmado en 1874.

La victoria chilena movió su frontera hacia el norte y esto dejó a Bolivia sin 120 mil kilómetros cuadrados de territorio y 400 kilómetros de costa, de acuerdo con las estimaciones de historiadores.

Ahora, Bolivia reclama que existe una obligación de negociar la salida al mar que perdió hace más de un siglo. Mientras que Chile afirma que si dialogó en el pasado, fue por un acto de buena voluntad y no como el reconocimiento de una obligación pendiente, que en su opinión quedó fija tras la firma de un acuerdo en 1904.

¿Cómo se realizó la Pacífica?

En general, la cerveza siempre está hecha a base de agua, comentó Campero, pero en el caso de Pacífica se utiliza agua de mar (del mar Pacífico, en particular) que ha sido tratada, filtrada, hervida y desalinizada.

«La cerveza queda, de alguna manera, pasteurizada», indicó el empresario quien con el uso de esta materia prima se suma a la reciente tendencia de incluir agua de mar en bebidas destinadas al consumo humano.

Para la producción, el ingeniero extrajo 8 litros de agua de mar con los que generó 240 litros de la nueva bebida. Este líquido, al ser utilizado desde la maceración y al ser tan alcalino, permite que una cantidad muy pequeña sirva para producir una porción mucho mayor de cerveza.

¿A qué sabe?

«Bajo cualquier estándar esta cerveza es buenísima, algo turbia de aspecto, ligera de cuerpo, salada de sabor, balanceada con un toque dulce y tonos ahumados», subrayó Eddy Escalante, un experto consumidor entrevistado por la BBC en Santa Cruz, Bolivia (ciudad donde se lanzó el producto), quien tuvo oportunidad de probar a la Pacífica.

«Según su ficha técnica tiene 5.8% de alcohol, pero después de tres chops (vasos de medio litro) podría jurar que se trata de más», explicó en tono bromista.
Nota al pie de foto 1:
Uno de sus primeros consumidores asegura que Pacífica es ligera de cuerpo y salada de sabor. Foto: Cabruja Films y RAZA AD – Cortesía de BBC Mundo.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)