Magdalena Aguilar Romero, es una mujer mexicana de 28 años que fue asesinada por su exesposo y no sólo eso, fue cocinada por la expareja.

La última vez que la víctima fue escuchada con vida fue cuando llamó a su madre por teléfono para avisarle que pasaría a la iglesia el pasado 13 de enero cuando salió de su trabajo como nutrióloga en la comunidad de Taxco, Guerrero.

Sin embargo, nunca llegó a su hogar y después de nueve días de búsqueda se descubrió que fue asesinada de manera brutal.

Dentro de las investigación policial, acudieron al lugar donde trabaja César Gómez Arciniega, el excónyugue de la mujer y justo allí encontraron un recipiente que contenía las extremidades de Aguilar.

Mientras que en el suelo, dentro de una bolsa negra, estaba la pelvis de la víctima y en el refrigerador estaban las partes restantes del cuerpo de la mujer.

No obstante,el sospechoso por su parte no se encontraba en el lugar y desde ese momento está prófugo, siendo buscado por la policía.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)