Hay conmoción en Ecuador por el asesinato de una niña de 9 años de edad, llamada Emilia Alejandra Benavides, la cual fue reportada como desaparecida desde el 15 de diciembre.

Tras una intensa búsqueda encabezada por la Policía Nacional, en la cual participaron familiares y amigos, se logró ubicar a la menor en la localidad de Catamayo, a 40 kilómetros de donde fue secuestrada.

El cuerpo de la niña se encontraba calcinado, cerca de un pequeño río.

“Nos solidarizamos con la familia; este caso no quedará en la impunidad”, declaró al respecto Andrés de La Vega, viceministro del Interior de Ecuador.

Por su parte, Miguel Mantilla, comandante de la Policía Nacional, informó que el presunto responsable ya había sido detenido, quien además confesó el crimen.

Lo que se sabe del presunto responsable es que trabajaba como instructor de bailoterapia, desconociéndose si tenía algún nexo con la menor o su familia, ni cuál fue la motivación del crimen.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)