Honduras amaneció este lunes con la noticia de que la oposición bloqueó de manera violenta las carreteras, impidiendo el paso de vehículos a ciudades importantes de aquel país.

Estas protestas son la continuación de las iniciadas ayer en la noche por el supuesto fraude electoral, luego de que el Tribunal Supremo Electoral (TSE) le diera la victoria al presidente, Juan Orlando Hernández, quien logró su reelección.

En Tegucigalpa los manifestantes han obstaculizado la circulación con piedras, quema de neumáticos y basura, mientras la policía intenta desalojarlos.

En San Pedro Sula, las protestas se han desarrollado de manera violenta al haberse quemado bancos, una oficina del edificio de los tribunales de justica, un vehículo y varios negocios.

Mientras que el diputado Hari Dixon, del Partido Libertad y Refundación, aseguró que las protestas continuarán hasta que el TSE le otorgue la victoria al verdadero ganador: Salvador Nasralla.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)