Según una investigación de un importante periódico de España, el embajador mexicano en Uruguay Francisco Agustín Arroyo, ocultó por dos años 1.2 millones de dólares en una cuenta de la Banca Privada d’Andorra (BPA).

El diario español publicó que Arroyo quien fuera presidente de la Cámara de Diputados de México entre 2012 y 2013, cobró dinero de un despacho de abogados que se ubica en la Ciudad de México.

Estos recursos fueron escondidos por varios años en un banco que han estado relacionados con grupos delictivos y la constructora brasileña Odebrecht.

Arroyo Vieyra admitió que el dinero es lícito, pero que fue un error cobrar los fondos en Andorra.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)