Para el gobierno de Venezuela, la escasez de gasolina que sufren en la isla de Margarita se debe a las sanciones financieras que le interpuso Washington.

El ministro de petróleo, Eulogio del Pino, informó que un buque que trasladaba combustible para Venezuela permanecía fondeado debido a que Estados Unidos no se le ha realizado el pago de la importación, pero se preveía que muy pronto iniciaría el descargue.

Del Pino declaró que gracias a estas sanciones de los norteamericanos, los pagos se hacen cuatro días después de la orden.

El funcionario público hizo referencia al decreto del presidente Donald Trump, el cual prohibió el pasado 25 de agosto transar nueva deuda emitida por el gobierno venezolano y la petrolera estatal PDVSA.

Además, el Departamento del Tesoro sancionó a Nicolás Maduro, presidente venezolano y a una veintena de sus funcionarios de gobierno, igualmente de prohibir a los ciudadanos de realizar negocios con ellos.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)