Las lluvias que azotaron en Argentina el pasado fin de semana han traído resultados devastadores al campo: más de cinco millones de hectáreas han quedado sumergidas y otras tres fueron afectadas de forma indirecta, señaló la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap).

La provincia de Buenos Aires fue la más afectada, pero también se han notificado daños en la cuenca agraria más productiva del país: La Pampa, Córdoba y Santa Fe.

De acuerdo a estimaciones de la Carbap, las pérdidas económicas podrían alcanzar los mil 500 millones de dólares.

Además, el informe de la organización agrega que más del 25 por ciento de la producción agrícola argentina se encuentra en la zona afectada, siendo el maíz el más perjudicado con el 30 por ciento de la superficie bajo el agua.

El presidente de la Sociedad Rural, Miguel Etchevehere, confirmó que son más de 10 millones de hectáreas inundadas.

“Es una catástrofe productiva, medioambiental y social”, señaló.

Cabe mencionar que desde agosto el ministerio de Agroindustria advirtió acerca del agua acumulada en el campo por el exceso de lluvias.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)