Siempre que se sabe sobre la visita de un sumo pontífice a algún país es mucha la suspicacia que se levanta en torno a cuánto dinero le costará a la nación; cuando el Vaticano confirmó que el Papa Francisco pisaría suelo colombiano del 6 al 10 de septiembre, no fue la excepción.

De acuerdo con datos publicados por la Agencia Católica de Información en la Web, el gobierno de Colombia presupuestó 28 mil millones de pesos (9,3 millones de dólares aproximadamente) para organizar la visita de Su Santidad, quien se presentará en Bogotá, Villavicencio, Medellín y Cartagena.

Pero, además del beneficio espiritual que el mismo presidente, Juan Manuel Santos, asegura que recibirá Colombia con la llegada del, según sus palabras, “mensajero de la Paz”, el país cafetalero está contando con la entrada de más de 57,5 millones de dólares, divididos entre las ciudades que visitará según la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC).

La CEC explicó que Bogotá, la primera ciudad que recibirá al Santo Padre el 6 y 7 de septiembre, espera ingresos por 30 millones de dólares; Villavicencio, segunda ciudad en recibir al Papa el 8 de septiembre, estiman ingresos de más de 67 millones de dólares.

Por su parte Medellín, la tercera estación en el recorrido para el 9 de septiembre, espera que la visita papal le genere unos 22,4 millones de dólares y finalmente Cartagena, el 10 de septiembre, estima ingresos de 5,1 millones de dólares.

Esto como resultado del gasto que no sólo realizarán los residentes, sino los turistas que llegarán a causa de la visita papal, aproximadamente 4 millones de feligreses que asistirán a los distintos oficios religiosos que se llevarán a cabo en las cuatro ciudades.

En contraste, dichos ingresos superan en gran medida el presupuesto destinado por el gobierno colombiano a la visita del Papa Francisco, asignado para cada ciudad: 2 millones de dólares para Bogotá; 2 millones para Medellín y 1,6 millones de dólares para Villavicencio y la misma cantidad para Cartagena.

Sin embargo, este tampoco es el único beneficio que obtendrá Colombia, ya que varios de sus grandes empresarios ya aprovechan la oportunidad para hacerse publicidad. Tal es el caso de la aerolínea Avianca, encargada del traslado interno y retorno hasta Roma del Santo Padre.

Igualmente General Motors, a cargo de la realización de los tres papamóviles, basado en la modificación de una Chevrolet travels, donde trasladarán al Papa Francisco durante su estancia en el país del vallenato.

Sin embargo, la cifra estimada por Colombia no dista tanto de lo que le costó a México la visita del Papa, unos 9 millones 250 mil dólares aproximadamente, sólo que allí permaneció por cinco días, uno más de lo que estará en el territorio presidido por Santos.

Sin embargo, sí de lo invertido por Estados Unidos cuando recibió a Su Santidad también por cinco días: 45 millones de dólares, es decir, 9 millones de dólares diarios, según el diario La República.

Para más noticias visite Las Américas Post en Facebook.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)